La reacción natural de la persona — responder con el golpe al golpe. Pero si el espíritu ha pasado el temple, a ello tendrá ganas conocer que a otra persona ha obligado a golpear. Así nos encontramos en la piel del adversario

La reacción natural de la persona — responder con el golpe al golpe. Pero si el espíritu ha pasado el temple, a ello tendrá ganas conocer que a otra persona ha obligado a golpear. Así nos encontramos en la piel del adversario  Ver más detalles »

 

Se han guardado